De testigo a reo

reo

“Estoy tupido de la mente, ya no me acuerdo de nada”, dijo un pandillero cuando le tocó el turno de declarar contra dos de sus iguales en el caso de homicidio de dos enfermeras. Este miércoles dio otra versión del porqué no quiso declarar.

 

Foto: CJIM.

El Tribunal Quinto de Sentencia de San Salvador condenó a  cinco años de cárcel a José Alfonso López Melara por el delito de falso testimonio en perjuicio de la administración Pública, luego que se negar a declarar como testigo criteriado.

Este miércoles, en el desarrollo del juicio en su contra, López Melara hizo uso de su derecho a declarar, solo para decir que no ya no quiso colaborar porque su mamá todavía vivía en la zona, refiriéndose a un área de control de grupos criminales.

Al imputado lo detuvieron en sala de audiencias del Juzgado Especializado de Sentencia “B”, el pasado 20 de enero tras negarse a declarar sobre los hechos que supuestamente le constaban y por los cuales se procesaba a cuatro pandilleros por feminicidio agravado en perjuicio de las enfermeras.

En esa ocasión, cuando el aún testigo criteriado tendría que declarar, manifestó que “no se  acordaba de nada y que estaba tupido de la mente”, por tal motivo, el juez del caso ordenó su detención, informaron fuentes judiciales.

Opciones para compartir nuestro contenido
Publicidad