Sala declara ilegal artículo laboral que ya no era aplicado

Aunque ya no era aplicado en virtud de la derogatoria que causó la inclusión de otro artículo en la Legislación Primaria, era necesario declarar la ilegalidad de la disposición.

 

Foto: Periódico Equilibrium.

El artículo 311 del Código de Trabajo, mismo que ya estaba fuera del ordenamiento jurídico en El Salvador desde 1983, fue declarado inconstitucional por vulnerar el artículo 42 inciso 1 de la Constitución respecto del descanso remunerado al que tiene derecho una mujer, por maternidad.

El artículo abolido hace 34 años, establecía que la mujer trabajadora tendrá derecho a un descanso remunerado antes y después del parto, solo si había trabajado para el mismo patrono durante los seis meses anteriores a la fecha probable del parto.

Esa disposición había sido incluida por la Asamblea Legislativa en 1972.

Tal disposición implicaba una total desprotección económica a toda mujer embarazada que hubiere laborado por un tiempo menor a esos seis meses, ya que solamente tiene derecho al descanso pero no a la remuneración, alegó la persona demandante.

Al contrario, el artículo 42 inciso 1 de la Constitución reconoce el derecho sin sujeción a plazos de prestación de servicios al patrono.

“No es ni proporcional ni razonable”, argumentaron los magistrados de la Sala de lo Constitucional al resolver la ilegalidad del mencionado artículo de la ley secundaria.

La aclaración

La Sala expone en su sentencia emitida el pasado viernes 17 de noviembre, que “por su vigencia, el art. 311 CT puede ser clasificado como preconstitucional.

Por ello, el control de constitucionalidad realizado por esta sala sobre dicha normativa solo obedece a razones de seguridad jurídica, pero la sentencia de fondo en este proceso no produce la expulsión del sistema de fuentes de la disposición o cuerpo normativo objeto de control, sino que se limita a constatar de un modo general y obligatorio la derogación producida por el art. 249 Cn. el 20-XII-1983 (sentencia de 9-VII-2014, Inc. 5-2012/78- 2012/138-2013 AC).

De ello derivan dos consecuencias importantes: la primera es que, en tanto constatación, los efectos de la sentencia que decide la constitucionalidad de una disposición o cuerpo normativo preconstitucional, por regla general, se retrotraen siempre al 20-XII-1983.

Es decir, no se trata de un efecto constitutivo, como en el caso de la sentencia de inconstitucionalidad, sino de una constatación declarativa.

La segunda consecuencia es que, constatada tal derogación por esta sala, de un modo general y obligatorio, la disposición sobre la cual recaiga dicha constatación ya no puede ser aplicada por los funcionarios judiciales y administrativos, por haberse establecido que es una disposición inexistente.

Por lo anterior, esta sala se limitará en su fallo a declarar de modo general y obligatorio que la disposición impugnada quedó derogada el 20-XII-1983, fecha en que entró en vigencia la (actual) Constitución.”

Opciones para compartir nuestro contenido