Protesta por indicio de privatización del agua degenera en violencia

Sobre los estudiantes, Arévalo agregó que “al parecer” los detenidos “habrían quebrado cuatro ventanas de la Corte Suprema de Justicia y dañado al menos 10 vehículos”.

Foto: Redes sociales/UES.

Dos estudiantes de periodismo de la Universidad de El Salvador fueron detenidos con exceso de fuerza por la Policía, durante las protestas que estudiantes de esa institución realizaron contra el acuerdo de la Comisión de Medio Ambiente de la Asamblea Legislativa que establece que la Autoridad Nacional del Agua sea administrada por la empresa privada.

Este acuerdo sería, a juicio de organizaciones sociales, el inicio de un proceso de privatización del servicio del vital líquido, aunque solo representa uno de más de 160 aspectos que contemplaría la Ley del Agua que los partidos políticos no pudieron aprobar en los últimos tres años.

Aunque las autoridades de la Universidad de El Salvador y compañeros de los estudiantes capturados alegan que la detención ha sido arbitraria, Juan Carlos Arévalo, jefe de la Delegación San Salvador de la PNC ha sostenido que “la Policía actuó conforme a la ley” y argumentó que los detenidos serán remitidos a los tribunales por daños y desórdenes públicos.

Antes de las detenciones, un grupo de supuestos estudiantes, algunos de los cuales tenían su rostro cubierto, agredieron a un motociclista por haber cruzado la línea “de control” que tenían los protestantes en una zona de su recorrido.

Sobre los estudiantes, Arévalo agregó que “al parecer” los detenidos “habrían quebrado cuatro ventanas de la Corte Suprema de Justicia y dañado al menos 10 vehículos, durante una protesta contra la posible privatización del agua”.

Bukele pide liberación

En sus redes sociales el Presidente electo, Nayib Bukele, “exigió” a las autoridades policiales que liberaran a las dos personas detenidas y les dio dos horas de plazo (desde la 1:30 p.m.) para que procedieran a la liberación.

De no ser así amenazó con abrir un expediente de investigación contra los agentes responsables de la detención a partir del 1 de junio, cuando tome posesión de su cargo.

La postura de Bukele ha sido aplaudida por algunas personas y criticada por otras en as redes sociales.

Opciones para compartir nuestro contenido