Pesidente Bukele confía que, en caso El Chaparral, los corruptos paguen con cárcel

Lo que le queda al Estado es asumir la pérdida y realizar una auditoría forense, para determinar quiénes fueron los que robaron ese dinero y lo devuelvan.

Foto: FGR/Periódico Equilibrium.

Concebido al inicio como un proyecto de $207.8 millones, lo cual ya era caro según expertos, la Presa El Chaparral ahora tendrá un costo de más del triple, en virtud de los hechos de corrupción que se gestaron alrededor del mismo.

El Presidente Nayib Bukele dijo que los anteriores gobiernos negociaron con la empresa constructora ASTALDI la terminación del contrato, porque ésta alegó que la montaña se había movido, lo cual no fue así, pero lo dijo solo para justificar la erogación ilegal de $769.4 millones.

La Fiscalía General de la República ha determinado que el dinero de esta empresa constructora fue transferido a su filial, en Colombia, la cual lo trasladó a una empresa panameña, que a su vez lo transfirió parar beneficiar a Ada Mitchel Guzmán, ahora compañera de vida del expresidente Mauricio Funes, aseguró el gobernante.

“Ahora lo que toca al Estado es asumir la pérdida y el banco nos ofrece una auditoría forense, regalada, para determinar quiénes fueron los que robaron ese dinero y lo devuelvan o quitarles lo que tengan y terminar la obra”, explicó Bukele.

El gobierno, bajo la actual administración, se ha mostrado como querella acompañando a la FGR en el proceso judicial por este caso, “vamos a dar con los que se robaron el dinero, como Funes y su (actual) esposa. Tengo confianza que hay suficientes pruebas para que esta gente pague con la cárcel y el dinero que se robaron”, reiteró.

Al respecto, Funes dijo en sus redes, desde Nicaragua, que el Presidente «no tiene ni idea del problema del Chaparral. Las irregularidades se dieron en el Gobierno Saca que fue quién contrató a ASTALDI. CEL en mi gobierno negoció la terminación del contrato y lo hizo conforme a las recomendaciones del asesor «.

Opciones para compartir nuestro contenido