Mujeres salvadoreñas se asocian en España

Una migueleña radicada en España desde hace cinco años, se mantiene al frente de la Asociación Salvadoreña de Mujeres en España (ASALME),la cual pretende dar el apoyo necesario a las compatriotas que por diversos motivos han viajado a ese país europeo.

Se trata de Liliam Wembesg, quien al referirse a su trabajo al frente de ASALME como presidenta de la asociación, dijo que “el objetivo de formar esta entidad es conocer las necesidades que tienen las mujeres salvadoreñas que residen en España, y ver en qué medida les podemos ayudar. Uno de los proyectos importantes es buscar alternativas y oportunidades de trabajo y de capacitación.”

Este  primer esfuerzo asociativo cuenta con el acompañamiento y apoyo de la representación diplomática de El Salvador.

Jorge Palencia, ministro consejero de la Embajada y encargado de la formación de asociaciones de salvadoreños en España, dijo por su parte que ASALME representa un esfuerzo “que va a contribuir, no sólo a la actividad, promoción, aglutinamiento y desarrollo de las mujeres, sino también al de todos los salvadoreños. Es el primer esfuerzo con gente seria, madura y experimentada; y será, con seguridad, un apoyo fundamental para otras asociaciones, aunque al principio sea una iniciativa para  mujeres.”

Según los estatutos de ASALME ésta “contribuir al desarrollo integral de las mujeres salvadoreñas en España, velando para que ellas y su entorno familiar tengan las mismas oportunidades en la búsqueda de mejores condiciones de vida”, así como “Velar por la defensa de los derechos humanos, civiles y de convivencia de las mujeres salvadoreñas en España” y “Difundir la cultura salvadoreña y centroamericana”.

Otras mujeres activas en la ASALME son Alicia Pacas, tesorera de la Asociación, con seis años de residir en España, y con una trayectoria de luchadora social en El Salvador, vinculada ahora al mundo del teatro en Madrid; Berenice Rodríguez, abogada de una entidad bancaria en Madrid y que ocupa el cargo de secretaria de la Asociación.

La asistencia para las salvadoreñas en el país ibérico, va desde un acompañamiento emocional hasta la capacitación.

Las directivas de ASALME  aspiran a tener un local propio, para impartir talleres de teatro, de autoestima, donde la gente pueda ir con toda la confianza a compartir, a platicar, a que cada una cuente como ha sido su día a día en el trabajo, en su vida persona, según lo explicara Wembesg.

Mientras que Rodríguez señaló que también se buscará “brindar asesoría legal a los compatriotas, apoyar a éstas en la formación de microempresas, y en la formación y capacitación laboral”.

Como testigos del nacimiento de ASALME estuvieron el Embajador, Edgardo Suárez; el ministro consejero, Jorge Palencia; la cónsul general, Patricia Comandari, y otros miembros de la representación diplomática que han acompañado el esfuerzo asociativo.

Opciones para compartir nuestro contenido