Bajar el consumismo, sin dejar de consumir

De este modo es posible reducir la huella de carbono sin necesidad de dejar de consumir las cosas que se quieren y necesitan.

 

 

 

Foto: OLX/Periódico Equilibrium.

En los últimos años el mundo se ha sumergido en un consumismo que, por su impacto, ha traído consecuencias perjudiciales para el medio ambiente, y es que según la EPA (Environmental Protection Agency, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, en ese país el 29% de las emisiones están relacionadas con la producción de bienes, un 20% más grande que las emisiones del transporte de pasajeros y casi tres veces las emisiones generadas por la producción de alimentos.

Por citar un ejemplo de esta generación, la huella de dióxido de carbono generada por la producción de un solo teléfono celular, es de 16 kilogramos y anualmente en el mundo se desechan 140 millones de celulares (4 celulares por segundo).

Para dar un giro al modelo consumista, en el que todo era desechable y nada podía ser usado por más de algunos meses, el mundo ha comenzado a apostarle a la economía circular y a la colaborativa, que nos permite consumir, pero de manera más responsable.

La economía circular busca optimizar el uso de los recursos, reducir las emisiones de carbono (CO2), aumentar el reciclaje y constituir un motor de creación de empleos con un impacto mínimo en la naturaleza.

Por otro lado, la economía colaborativa es un sistema en el que se comparten e intercambian bienes y servicios, a través de plataformas digitales como Uber, AirBnB y OLX.

“Dentro de esta nueva tendencia, plataformas como la de OLX le apuestan a la teoría de las tres R: Reducir (el consumo de bienes nuevos), Reutilizar (darle una segunda vida a elementos que se pueden comprar de segunda mano, o vender esos productos que no uso pero que están en buen estado) y Reciclar (recuperar parcial o totalmente materiales usados para que puedan volver a ser aprovechados)” afirma Andrés Buitrago, gerente general de OLX para Colombia y Centro América.

De este modo es posible reducir la huella de carbono sin necesidad de dejar de consumir las cosas que se quieren y necesitan, y ser más consientes sobre las ventajas de comprar y vender objetos de segunda.

Regresar el tiempo y reparar los daños causados al planeta no es posible, pero sí es posible pasar la página y darle inicio a una nueva era, en la que a través del uso de la tecnología se pueda adquirir e intercambiar bienes y servicios que no siempre requieren ser nuevos para poder disfrutar de sus beneficios, y contribuir con la protección del medio ambiente.

El Grupo OLX es una compañía global de productos en tecnología que opera una red de plataformas de negociación y que hoy es día es líder en el mercado en más de 40 países.

Con más de 330 millones de usuarios mensuales en todo el mundo, el Grupo OLX hace que sea fácil y rápido comprar y vender en línea artículos de casi todo tipo como productos para el hogar, teléfonos, automóviles y casas o apartamentos. A través de las marcas de consumo que hacen parte del grupo, dentro de las cuales se incluyen Avito, dubizzle, letgo, OLX y muchas otras, se intercambian más de 15 millones de productos en sus aplicaciones y plataformas cada mes.

El Grupo OLX cuenta con la potencia de un equipo de 5.000 personas que opera desde más de 30 oficinas en cinco continentes. El equipo está unido detrás de una sola misión para que sea más fácil para las personas comprar y vender casi cualquier cosa, alimentando las economías locales.

Opciones para compartir nuestro contenido